.

This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

  317 511 1923 - (57) (4) 268 36 37  

Así criaron a la mamona que almorzó el Papa Francisco en Villavicencio

 

CONtexto ganadero habló con Ariel Jiménez, gerente de la ganadería El Esfuerzo, en Cumaral, Meta, donde nació y creció la ternera que fue sacrificada en la planta de Friogán y cocinada en el restaurante Bastimento para deleite del Sumo Pontífice.
 
La ganadería El Esfuerzo es una empresa familiar, ubicada en un predio de la inspección Veracruz. Desde hace 5 años vienen trabajando con ganados Angus y Brangus, tras adquirir genética de los mejores ejemplares de estas razas.
 
En Expomalocas nos ganamos el primer puesto de ganado gordo en calidad de carnes, con un lote de novillos de excelente calidad de 25 meses”, señaló Jiménez. (Lea: Angus Azul, la marca que promueve la carne de la raza y sus cruces)
 
Por esta razón, la chef María Camila García, propietaria del restaurante Bastimento en Villavicencio, escogió a El Esfuerzo para elegir a una ternera y preparar una especie de ‘mamona gourmet’, como lo aseguró a El Espectador.
 
El animal escogido fue una hembra Brangus de 9 meses, con una genética de 56.25% Angus y 43.75% Brahman, hija del toro Brangus puro llamado Tyson, proveniente de Argentina, y de la vaca F1 No. 3608, que a su vez es hija del toro Angus puro con registro 22415 y la vaca Brahman comercial 601/8 del criadero Paso Ancho.
 
La ternera nació el 23 de octubre de 2016 luego de un proceso de inseminación artificial y fue sacrificada a los 9 meses, el pasado 16 de agosto. (Lea: Sello de calidad de carne colombiana se orienta a promocionar un producto orgánico)
 
Lo único que comió durante su vida fue pasto humidícola, sal mineralizada y leche materna, porque lo que quería la chef era una auténtica mamona, por eso el animal debía estar tomando leche para los requerimientos de la chef”, precisó Jiménez.
 
Sobra aclarar que el animal nunca tuvo ninguna enfermedad ni tampoco se le aplicó ninguna droga ni antibiótico. Según el gerente, era un ejemplar muy sano y totalmente adaptado al medio ambiente de la finca, por lo cual no necesitó de ningún medicamento. (Lea: AsoAngusBrangus se la juega con el sello de avalado)
 
Hace 2 meses, García informó al gerente de El Esfuerzo sobre el menú que había presentado y en conjunto escogieron a la ternera. Su peso al sacrificio fue de 269 kilos y su faneamiento se llevó a cabo en la planta de Friogán, en Villavicencio, “en condiciones inocuas, pues es un frigorífico que tiene todos los estándares de calidad”.
 
La carne fue empacada al vacío y transportada en un termokit para preservar la cadena de frío. Durante 20 días se realizó el proceso de maduración, tras lo cual el Pontífice tuvo la oportunidad de disfrutar el pasado viernes una de las mejores carnes que se producen en el país.
 
Este reconocimiento constituye un honor para Jiménez, su familia y la ganadería El Esfuerzo, que como bien reza su nombre, siguen trabajando para entregar ganados de excelente calidad. (Lea: Wangus, cruce con el que se busca carne de calidad)
 
Es un orgullo como familia poder tener esta posibilidad, así como para todo el equipo, nuestros colaboradores, a los que agradecemos. Fue una gran emoción para nosotros”, comentó.